Biblioteca Babab
[Visita nuestra Biblioteca: libros completos totalmente gratis]



Mário Máximo: El amor y sus "navegações" paganas

por René P. Garay y Raul E. Romero

Mário Máximo es un poeta portugués--como si eso fuera raro-nacido en los mismos paisajes que Camões, Pessoa, Espanca, Pessanha, y de cientos de hombres y mujeres que hacen poesía en las "ruas" y "cafés" de Porto, Evora, Coimbra y, naturalmente, Lisboa. Este escritor es el fruto de una nación que juega poéticamente con las palabras y que rompe la paciencia de los que usamos un lenguaje directo y preciso para todas las acciones de la vida. Los portugueses no pueden olvidar la poesía ni para expresar los más simples actos: un rayo de luna, comer, dormir, soñar; describir el cuerpo, la naturaleza; expresar ideas, hablar de política y amar, sólo pueden ser dichos en portugués de una manera lírica.

Mário Máximo con su poesía pan-amorosa, cósmica, mística, erótica e icónica, es un ejemplo de ese decir lírico lusitano, ese expresar mágico que conecta un pene con la gloria y en que la descripción del voluptuoso pecho de una mujer puede convertirse en "un jardín colgante" en el "templo de unos brazos" y en el viaje infinito de un río de "leche hirviente."

Oração Pagã , el poemario de Máximo publicado en el año 2001 por la editorial Hugin de Lisboa, afianza las navegaciones interiores de este portugués o este poeta (para el caso es lo mismo) quien a través de su escritura navega entre el sol, la luna, el aire, la tierra, el agua, el fuego y la poesía ... canta a la "liberdade", revisita el mito de Adamastor, realiza una "saudação ao futuro"; reúne a Pessoa con Vieira, a Florbela Espanca con Natália Correia, a Ezra Pound con Hemingway; evoca a Neruda, no teme a hablar de Timor, canta al pene, a la vagina, a la amistad; describe la lujuria, el sueño, el pasado, el presente, y sobretodo, la armonía y la liberalización de la sensualidad humana.

Máximo es libre en su poesía y aún más libre en su misterio poético, en su lujuria poética, en su armonía poética ... Mário Máximo no tiene límites genéricos, es un poeta innovador y revolucionario, una voz original (difícil empresa en un país de poetas). Y decimos "original" porque es un poeta exento de miedos políticos, sexuales, religiosos, ideológicos, literarios, y hasta filosóficos ... Este poeta "pagano" se revela constantemente contra lo establecido, pero a la vez rinde homenaje y continúa la tradición de los grandes poetas vanguardistas del pasado, ya sea directa o indirectamente. En su poesía está presente el espíritu y la memoria de Safo, de Walt Whitman, de Alvaro Campos, de Camilo Pessanha, Camões.

Traducir poesía es siempre una aventura difícil e inesperada, traducir poesía portuguesa es una empresa aún más asombrosa. La poesía de Máximo es una hecha para ser leída y sentida en portugués. A continuación les ofrecemos una aproximación del castellano a la obra poética de Mário Máximo que, sin duda, nos hace recordar una vez más las palabras del poeta norteamericano, Robert Frost, quien aseveró que "Poetry is that which is lost in translation":



El Pene [210]

Adormecido, tienes algo de sublime.
Las mujeres veneran tu sueños de príncipe encantado
un beso vendrá. Una caricia. Un roce de senos.
Al rayo de luna femenino le corresponde despertarte

Erecto: la forma iluminada de ser carne y fuego en un mismo
                                       [movimiento.
Tienes un don de estatua. Un don de gloria y movimiento.
                                       [Un palabra
te resume: llave.

A penas tienes lo que te entregan
y eres, por eso una especie de llave.
Una especie de llave que busca las sensaciones
por dentro.

Hay una casa en la distancia alargada de los sentidos
una casa abriga, en sus paredes,
todas las bibliotecas del deseo y del amor
serás tu la llave exultante de esa casa.
Triunfarás sobre los escombros del
amor satisfecho

Tu ajedrez es un juego de piedras maravillosas.


Los senos [208]

Como colgantes en el templo
de tus brazos
Como colinas ostentando Partenóns intemporales
Como naves de un mundo
Maravillosamente extraño y saludable

Tus senos son las aguas blancas y plácidas de un río
derramando en mis labios desaguando
en mi boca
la leche hirviente de las causas del amor


VIII [58]

Antes de ser así fui otro bien diferente. Fui
otro. Busco ese que fui. Dejé rastros
por todas partes. Ni la oscuridad de las noches

apagó esos rastros.

 

Texto, Copyright © 2002 René P. Garay y Raul E. Romero. Todos los derechos reservados.
mariapandora.com

 


Babab.com
Para contactar con nosotros entra aquí
Última actualización: domingo, 30 de junio de 2002

Copyright © 2000-02 Mañana Es Arte A.C.
Prohibida la reproducción de cualquier parte de este sitio web sin permiso del editor. Todos los derechos reservados.