Biblioteca Babab
[Visita nuestra Biblioteca: libros completos totalmente gratis]

Literatura | Música | Imagen | Sabidurías | Desasosiegos | Foro | Biblioteca





Mariapandora.com
Festival de Benicàssim 2000

por Claudia Ortiz

Llega el verano y con él los festivales. Uno de ellos, y quizá el que causa más expectación, es el Festival Internacional de Benicàssim (4, 5 y 6 de agosto), que presenta lo mejor de la escena alternativa española e internacional. Este año llegó a su sexta edición con un cartel que no tenía nada que envidiarle a festivales como Glastonbury o el Reading Festival del Reino Unido. Además de la oferta musical, el FIB cuenta con varias actividades: exposición de arte, danza, concurso de graffiti, moda, muestra de teatro y el festival internacional de cortos FIB.

La zona de conciertos se divide en tres escenarios. El escenario Maravillas es el más grande y donde al igual que en la sala Maravillas de Madrid se presentan las mejores propuestas de la escena pop internacional, así como los grupos consagrados. El escenario Urbe.es, en años anteriores conocido como Galax-Nitsa, cuya programación corre a cargo de la empresa MTG que dirige el Nitsa Club de Barcelona, está dedicado a la música de baile y dj’s, estilos que incluyen el house, el electro, el techno, el breakbeat, y el drum’n’bass. De cuatro de la tarde a nueve de la noche este escenario se conoce como Viaje a los sueños Polares, igual que el programa que puedes escuchar todos los días de 12 de la noche a 1 de la mañana en los 40 principales y en 40 tv, lo mejor de la escena indie-pop. El tercer escenario, y el más pequeño, aunque no por eso menos importante, es el FIB Club. En esta carpa se dieron cita en esta pasada edición los grupos de los sellos alemanes Bungalow y Kitty-yo, y del sello británico Rephlex cuyo propietario es Richard D. James, más conocido como Aphex Twin, además de una selección de dj’s españoles y extranjeros que todos los fines de semana ponen a bailar a todos en Madrid, Barcelona, Londres, y Berlín. Y por si todo esto fuera poco, también hay un chill out en el que se presentaron este año cortos, animaciones y experimentación de arte en la red a cargo de RETINA 00, un colectivo de artistas cuyo trabajo no puede pasar desapercibido y que puedes encontrar en fire.no-such.com. También existe una carpa de internet en la que de manera gratuita puedes navegar, o mandar un e-mail.

Más de 50 grupos, 25 dj’s y playa en un período de 72 horas, puede resultar caótico si no sabes como montártelo. Aunque siempre hay quienes por causas de fuerza mayor tienen que cancelar sus presentaciones (el triste caso de LOOPER), y también, cambios de horario que evitan que tengas que preocuparte (porque elegir entre dos miembros de tu top ten personal es un dolor de cabeza asegurado). Y es que este año, el cartel del FIB fue de lo mejor. Éste es el resultado de las flechas que dibujé en mi catálogo de mano.

 

Jueves 3. Fiesta Dickies

STEREOTOTAL, uno de los mejores exponentes de esa escena alemana que está conquistando Europa de la mano del sello berlinés Bungalow. Entre los asistentes había muchos que al igual que yo querían repetir aquel atómico concierto de aniversario de la Sala Maravillas en Madrid, y también muchos que se llevaron una grata sorpresa al escucharles por primera vez. Françoise Cactus y Bretzel Göring (esta vez sin Angie Reed) nos mostraron lo que saben hacer: una mezcla de pop, rock lo-fi, sintetizadores, samplers y mucha actitud punk, y versiones muy particulares: esta vez le tocó el turno a She loves you de los Beatles. Un diez, aunque Françoise opine lo contrario.

Después de AUSTRALIAN BLONDE y STEVE WYNN llegó Pete Fijalowski, ex Adorable, con su nueva alineación POLAK, que logró que los que tenemos aquel inolvidable Against perfection dentro de nuestros favoritos de todos los tiempos nos emocionásemos recordando, y que los que tuvieron el gusto de conocerles con su Swansongs sonrieran con esas canciones de pop sencillas, íntimas y dulces como nuestra favorita: Tracer. Es necesario, entonces tomar un descanso, porque los sentidos tienen que descansar si se quiere disfrutar plenamente de los grupos que se encuentran en nuestra lista, y lo hacemos en el mejor lugar: el bar.



[Pete Fijalowski y Mr. Scruff]

MR.SCRUFF fue el encargado de preparar a la gente para lo que vendría después, confirmando que el freestyle no es sólo técnica, sino también buen gusto. Nadie parecía querer dejar de bailar, y afortunadamente, no hubo silencio que precediera a los FREESTYLERS (excepto un accidentado scratch que, supongo, fue deliberado) eliminando de esta manera cualquier posibilidad de aparcar los pies. Presenciamos una sesión salvaje, donde pudimos escuchar ese big beat que tanto nos gusta.

 

Viernes 4

Después del recuento de los conciertos, afirmo que no soy la única que piensa que a TELEPHUNKEN el escenario del FIB CLUB le quedó pequeño, y es que los de Zaragoza no tienen nada que envidiar al resto de los grupos extranjeros que también desfilaron por la pasarela de la carpa ni a los que estuvieron en el escenario Urbe.es. TELEPHUNKEN no explota la clásica formula funk, y sus variaciones debajo de la línea del bajo son siempre un subidón, y aquí es donde el dj Ernesto nos lleva a su terreno cual flautista de Hamelin, y demuestra a todos los incrédulos que el dj sí es capaz de crear y que su papel es fundamental. Apoteosis bajo un techo saturado de cojines voladores.

BAXENDALE y su europop fueron otros que no dejaron que nadie se quedara quieto con canciones como Music for girls, I’ve blown it (big time), Battery acid, y Hanging out with her. Para ver las polaroids que hicieron del público y una reseña completa de su paso por el festival la dirección es: www.musicforgirls.co.uk

Después de una pausa, un paseo y dos cervezas, vuelvo al escenario Urbe.es para por primera vez escuchar en directo a JAY JAY JOHANSON, el hermano incómodo de Portishead, con sus canciones suaves a lo Sinatra y cuyas letras desvelan una secuela perniciosa de adolescencia. El cantante y sus músicos me complacen con mi favorita: Believe in us. Estilo, mucho estilo.

Llega entonces la hora de ir a recorrer los stands y de comprar un poco: una camiseta del sello Bungalow y un lp single de MINA.

El escenario Maravillas se va llenando. Yo no voy, paso de OASIS, porque Definetely maybe fue el único álbum que compré y disfruté, y porque tuve la oportunidad de verlos gratis en abril en la Ciudad de México. Venzo el morbo de ver a Liam sin su hermano Nöel, y me dirijo una vez más al escenario Urbe.es para ver por primera vez a ASTRUD en vivo. Cantamos las letras de amor y desamor, de fracaso y éxito de Mi fracaso personal. Mis favoritas: Cambio de idea y Bailando. Durante esta última pude ver desde la última grada, cómo la gente se acercaba corriendo desde el escenario Maravillas para bailar.



[Ian Brown]

Después, IAN BROWN, que con su inconfundible voz hace que todos nos miremos y nos preguntemos, ¿quién echa de menos a John Squire?

 

Sábado 5

Debido a un cambio de horario del que me enteré (afortunadamente) con el tiempo suficiente, inicio la noche con MORCHEEBA, más soul y menos trip-hop. Pudimos escuchar Trigger hippy, canción que los hiciera famosos mundialmente y Part of the process, así como canciones de su nueva producción Fragments of freedom. Y hubiera disfrutado hasta el final, pero debido al mencionado cambio, vi la última parte desde atrás (y no en primera fila como al inicio) ya que tenía que estar pendiente de que no empezara el concierto de SAINT ETIENNE en la carpa Urbe.es, que afortunadamente se retrasó, como la mayoría de los conciertos de ese escenario. La espera y el enfado, sin embargo, merecieron la pena, y es que lo que pudimos presenciar fue una selección de los hits de un grupo que a casi diez años de haber publicado Foxbase alpha, su primer trabajo, siguen emocionándonos como la primera vez que les escuchamos.

Era imposible que los fans de los SMITHS nos perdiéramos a los JOHNNY MARR’S HEALERS, grupo del guitarrista Johnny Marr, y afortunadamente, agradezco que aún cuando no han sonado todo lo que deberían por estas tierras, los organizadores hayan tenido el buen gusto de incluirles en el cartel. Espero que en breve nos vuelvan a visitar. Les siguieron PRIMAL SCREAM, con un imparable Bobby Guillespie, y con otro excelente álbum bajo el brazo: XTRMTR. Adrenalina pura.



[Bobby Gillespie de Primal Scream]

De vuelta al Urbe.es para ver a LE HAMMOND INFERNO, culpables del sello alemán Bungalow, y al igual que ellos, en un ataque mimético todos saltábamos.

 

Domingo 6

Último día de festival, nadie quiere perderse el regreso de ELASTICA. Escuchamos lo nuevo y por supuesto Line up, Stutter y Connection con letra incluida del Three girl rumba de WIRE, ¡eso es morro niña! Y lo que nos dejó boquiabiertos no fue The menace, su nuevo material, sino que no les dejaran seguir tocando y les desconectaran a media canción.

Tiempo para ver a MOLOKO, y nuevamente todos a la pista, aunque ese solo de batería de bandilla rocker para terminar tan brillante actuación nos pareció de lo más cutre.

Llega la hora de ver a uno de los más esperados: PIZZICATO FIVE. Konishi pincha los éxitos del grupo casi media hora, haciendo que nos impacientemos, y en un momento pensemos que Maki no va a salir nunca, hasta que al maestro del suspense, enfundado en un kilt rojo, se le ocurre presentarla. Un recorrido por sus mejores canciones y una versión high pitch de My Sharona. Sobresaliente.

Y para cerrar con broche de oro BENTLEY RHYTHM ACE, un big beat de laboratorio en directo, de lo más espontáneo que terminó de volver locos a todos los presentes.

Este año el cartel del FIB fue de lo mejor, aunque no podemos decir lo mismo de la organización, a la que se le escaparon muchos detalles: el número de duchas y la limpieza de las mismas en la zona de acampada 1 fue insuficiente. Para ducharte, el tiempo aproximado de espera en la fila (a cualquier hora) era de una hora y quince minutos, y quedaba tan lejos de la zona de conciertos que había que elegir entre ducharse o perderse los primeros conciertos.

En la zona de conciertos, era prácticamente imposible tirar la basura como toda persona civilizada, ya que los cubos de basura no existían, y para deshacerte de un vaso, tenías que andar hasta uno de esos contenedores verdes de los que tienes que levantar la tapa. Pero a pesar de todos estos detalles, el FIB es, y ha sido hasta ahora el mejor festival de España, ¿o hay alguien que opine lo contrario?

 

P.D.: Algo que nos gustó mucho y esperamos que se repita para la próxima edición fueron las proyecciones de Marcus Kreiss y Stream TV, que se proyectaron durante la mayoría de los conciertos de los tres escenarios, el chill out y Retina 00.

 

 

Texto, Copyright © 2000 Claudia Ortiz. Todos los derechos reservados.
Fotografía, Copyright © 2000 Aaron López. Todos los derechos reservados.
mariapandora.com

 


Babab.com
Correo: Colaboraciones
Última actualización: miércoles, 30 de agosto de 2000

Copyright © 2000-01 Mañana Es Arte A.C.
Prohibida la reproducción de cualquier parte de este sitio web sin permiso del editor. Todos los derechos reservados.